Unidad para luchar y avanzar en las conquistas populares

Se realizó el 2do. Encuentro Plurinacional de la Militancia

Este 25 de Mayo se realizó el Segundo Encuentro Plurinacional de la Militancia. Homenajeando el proceso revolucionario que rompió con el colonialismo español, este Segundo encuentro nos encontró analizando las estrategias para romper con el yugo de la dependencia a las potencias imperialistas.

Con más de 85 participantes, se conectaron desde los cuatro puntos cardinales. El Encuentro reunió a compañerxs de distintas provincias: Códoba (Capital, Río Cuarto, Malagueño, Villa María, etc), Bahía Blanca, Chascomús, distintos distritos de Gran Buenos Aires, CABA, Tierra del Fuego, Salta, Mendoza y Santa Fe.

En un clima de hermandad en la lucha, el debate franco permitió analizar el momento político actual, la crisis económica, la pandemia que atravesamos, los reagrupamientos y perspectivas para un cambio en la matriz productiva y avance de políticas que den respuesta a las necesidades de nuestros pueblos y al finalizar se eligió una Mesa federal del MPL.

Reproducimos en declaración acordada:

SEGUNDO ENCUENTRO PLURINACIONAL DE LA MILITANCIA

“Transformarlo todo a favor de los pueblos”

Realizamos este encuentro en un momento muy difícil para nuestros pueblos azotados por la pandemia y la crisis económica. Esta realidad expone una dura pulseada entre los sectores populares y los sectores reaccionarios que especulan volver a políticas antipopulares y de entrega de nuestros recursos y soberanía, que destruyeron y endeudaron por generaciones al país. Juntos x el Cambio usa todas las palancas de poder que aún controla para disputar políticamente. Y en las localidades donde gobiernan son responsables del acrecentamiento de la pandemia y de las muertes por colapso del sistema sanitario, como lo ejemplifican Mendoza y la Ciudad de Buenos Aires.

Para sus objetivos, no descartan ningún camino, como lo han mostrado en la historia reciente, cuando no se pudieron imponer por las elecciones, lo hicieron desestabilizando o ejecutando golpes de Estado.

En la otra vereda estamos los que fuimos parte del gran torrente que derrotó a esas políticas con el Frente de Todos y defendemos al gobierno democrático frente a las maniobras de la Corte Suprema que con su fallo posibilitó el desacato desestabilizador junto con Rodríguez Larreta frente al DNU del gobierno nacional, que impartía medidas de cuidados sanitarios frente al COVID-19.

Somos parte del gran torrente que sigue trabajando por el rumbo popular que empodere a los pueblos para avanzar en las medidas que la pandemia y la crisis profunda demandan.

Trabajamos por la unidad de los sectores democráticos, anti imperialistas y anti terratenientes con el objetivo de sintetizar debates fundamentales y medidas que ya están en boca de gran parte del pueblo como nunca antes se había dado.

Porque ya no es patrimonio de un activo político la denuncia y defensa del agua y la tierra que es envenenada y destruida por las corporaciones internacionales con la complicidad de los gobiernos que sostienen políticas extractivistas y de los agro-negocios contaminantes constituyendo un verdadero terricidio.

Las naciones originarias y sus mujeres han sido quienes encabezaron la lucha contra este modelo, ubicando su origen en la producción de materia prima y la propiedad privada impuestas por la conquista europea de indoamérica.

Porque no somos pocxs lxs que planteamos que los recursos energéticos, su extracción, traslado y distribución se declaren esenciales y controlados por el Estado.

Porque más allá del camino de reconocer la Deuda fraudulenta con el FMI, no somos pocxs lxs que dentro del Frente de Todos y fuera de él, consideramos que la buena medida de la denuncia penal por defraudación y estafa a quienes nos endeudaron históricamente debe ser acompañada por la coherencia de investigar y no pagar el producto de esa estafa que es, justamente, esta Deuda Externa.

Porque cada vez más voces y acciones se pronuncian por la estatización de la estratégica cuenca hídrica del Río Paraná por donde se comercializa el 80% de lo que entra y sale del país, hoy en manos de los monopolios internacionales.

Porque frente a la pobreza que golpea a más del 42% de la población, mientras empresas como Vicentin se van extranjerizando día a día y mientras las exportadoras y formadoras de precios no cesan en aumentar los alimentos de consumo masivo como las carnes, verduras y lácteos, miles pasaron a hablar de la “Soberanía Alimentaria” y la necesidad de emprender ese rumbo bajo políticas que apunten a democratizar la tierra para que accedan a ella todxs lxs que quieran trabajarla.

Porque cada vez somos muchxs más los que vemos la necesidad de la reducción de la jornada laboral para que se trabaje menos horas para trabajar todxs sin reducción salarial y bajo convenio como se está discutiendo en otros países del mundo en medio de la pandemia, porque es oprobioso ver cómo se reactiva la producción industrial a costa de profundizar la precariedad y la desocupación mientras las grandes empresas no están dispuestas a reducir sus tasas de ganancias.

Porque el protagonismo de la lucha de mujeres y disidencias obtuvo conquistas históricas como el derecho al aborto y también introdujo cambios revolucionarios en la conciencia de millones.

Porque defendemos la educación pública, laica, gratuita, científica, popular y con perspectiva de género.

Porque frente al avance exponencial de la pandemia y el negocio de las vacunas, la solución inmediata son más vacunas y menos circulación. El gobierno hace grandes esfuerzos para traer vacunas, pero chocó con la realidad mundial del dominio de las patentes y el control de los monopolios que la fabrican en manos de las metrópolis imperialistas; por tales razones somos cada vez más los que planteamos, mirando al futuro inmediato, que es urgente “declarar de interés público” su fabricación en manos del Estado, comenzando por AstraZeneca que hoy fabrica el empresario Hugo Sigman. Junto con esto, subsidiar a lxs trabajadorxs, Pymes y comercios con recursos económicos que salgan de las grandes fortunas y aquellos sectores que siguen ganando en medio de la pandemia.

Son millones lxs que vemos una clara necesidad de democratizar y darle perspectiva de género a esta justicia patriarcal, clasista y racista, reducto de jueces y fiscales que liberan o no encarcelan a responsables de violaciones, femicidios, travesticidio o violentos mientras otrxs presxs por robos menores pasan años detenidos sin condena; mientras rige el law fare contra dirigentes políticos y sociales opositores durante el macrismo.

Frente a la segunda ola del Covid-19 y el al aumento de la pobreza, es necesaria la unidad del pueblo para garantizar un rumbo popular económico y social que conquiste salud, trabajo, tierra, vivienda y desarrollo nacional para el país y cierre el paso a la derecha que se reagrupa, desafía las medidas sanitarias y pretende volver al pasado.

A la vez, vemos con preocupación cuando en medio de la catástrofe de la pandemia, siguen los aumentos de combustible y servicios junto con los alimentos, elevando la inflación golpeando los salarios y el consumo popular. Medidas que dan ventajas a la derecha que aprovecha su poder económico, mediático y político para sacar provecho y desgastar.

En estos duros años el pueblo ha demostrado que cuando le otorgan certezas se planta y sostiene las políticas populares. Desde el MPL, vemos la necesidad de profundizar los debates en el campo popular, y en el Frente de Todos, en particular sobre las medidas necesarias para emprender un camino que avance sobre el cambio de matriz productiva, poniendo por delante el desarrollo industrial y agrario no contaminante y profundamente federal mirando principalmente a las necesidades populares. Transformación económica y social que tenga al pueblo y lxs trabajadores como verdaderos protagonistas en el necesario cambio cultural donde se formarán las futuras generaciones con paradigmas de un país independiente, solidario y democrático.

Todos estos debates y muchos más están a la orden del día.

Desde el Movimiento Popular Liberación ofrecemos una herramienta política, democrática, feminista, plurinacional y antiimperialista para ser parte de ese gran torrente popular que como en Colombia, Chile, Bolivia y Palestina no sólo se resista a la opresión salvaje de la reacción, sino que siembren la esperanza de la liberación de los pueblos.

#AhoraEsCuando

COMPARTIMOS ALGUNAS DE LAS INTERVENCIONES:

Gustavo Funes

Gladys Rubinich

Mónica Oliver

Lorena Gordillo

Horacio Catena

Mónica Acosta

Gabriel Galeano

MPL – MOVIMIENTO POPULAR LIBERACIÓN

últimas noticias